VALLE DE TREVELIN. INTRODUCCIÓN

Ubicado en el extremo noroeste de la provincia de Chubut, sobre el paralelo 43 y pegado al límite con Chile, se encuentra este angosto valle de origen glaciar que desagua hacia el cercano océano Pacífico. Allí en la última década comenzó un nuevo polo vitivinícola que poco a poco se afianza.

El mapa que abre este posteo muestra la ubicación de Trevelin y La Aldea, los tres proyectos que actualmente vinifican (en verde), y los otros tres proyectos que comenzarán a hacerlo en breve (en amarillo). Se aprecia un cambio de tonalidades desde Trevelin hasta el límite con Chile, donde paulatinamente aumenta la humedad y las precipitaciones.

No todo el valle es igual, y en la vista en perspectiva (foto 2) esto queda muy claro. Además de ser una región muy húmeda para los parámetros criollos, también es la región vitivinícola más fría por diferencia. A la latitud y cercanía a la montaña, se debe sumar que todos los proyectos están sobre el fondo del valle, lo que lleva al extremo el riesgo de heladas. Se defiende con aspersores de agua durante todo el ciclo y la cantidad de veces que se hace varía mucho entre un punto y otro. Los sectores más propensos a las heladas son los que están más encajonados, sobre el límite con Chile. Pueden verse los glaciares cercanos a las viñas y el riesgo por las heladas por advección.

A pesar de todos esos condicionantes, la vitivinicultura de la zona florece y mueve los límites de lo posible. Esto llevó a extender los ensayos fuera del valle, hacia la zona de Corcovado e inclusive hacia el otro lado del límite, sobre el lago Espolón. Dentro del valle hay unas 20 hectáreas con varietales en su mayoría blancos. Reinan el chardonnay, pinot noir, riesling y sauvignon blanc.

Por último, compartimos algunas postales de los viñedos de Casa Yagüe (foto 3), Nant y Fall (foto 4) y Contra Corriente (foto 5). Todos ellos nos recibieron el pasado diciembre y fueron extremadamente amables ante nuestro tsunami de preguntas.

Lugar paradisíaco, buena comida y ahora vinos. Al valle de Trevelin no le hace falta más nada. 

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s