Chacras de Coria

Este pequeño distrito tiene una gran reputación dentro de Mendoza por ser un lugar con ritmo de pueblo, tranquilo, muy verde, con añosos árboles, todo lo propicio para casas de fin de semana. A sólo 15km del microcentro, se convirtió en el lugar deseado por muchos para vivir y desde hace tiempo cambió su principal actividad, la vitivinicultura por los barrios privados. ¿Qué pasó? ¿Cuántos viñedos y proyectos quedan en pie? A continuación les contaremos al historia.

Chacras (así, a secas) está dentro del departamento de Luján de Cuyo, a mitad de camino entre la localidad cabecera y el vecino Godoy Cruz. Su historia se remonta hasta 1576, apenas 25 años después de la fundación de Mendoza. Nació y se mantuvo como un lugar esencialmente de cultivo de hortalizas y demás hasta entrado el siglo XX, donde la vitivinicultura se expandió rápidamente por la zona. En 1975 hubo una crisis muy importante en la industria del vino lo que llevó a abandonar muchas hectáreas de vid y la gente más pudiente de Mendoza comenzó a construir casas de veraneo y de fin de semana. La cercanía a la ciudad, la tranquilidad y el verde y principalmente las noches frescas en verano lo hacían un lugar idílico. Ya a partir de los 90´s el proceso se aceleró con los primeros barrios privados y callejones comuneros hasta llegar a la actualidad, donde casi todo está cubierto por casas.

«Casi todo», porque todavía sobreviven algunos proyectos super interesantes. Ante nuestros ojos, en tiempo real, estamos viendo como un distrito lleno de viñedos se está quedando sin nada, tal cual le pasó a La Puntilla y le está pasando a otros (Vistalba, Drummond, Carrodilla).

Finca Adalgisa, 1 hectárea en el corazón de Chacras

En el mapa aparece el distrito marcado en celeste, y la superficie de viñedo en verde, donde apenas 37ha repartidos en una docena de productores están totalmente rodeadas de barrios. En amarillo aparecen 60ha viñedos arrancados y abandonados en el último año y próximos a lotearse. Saquen sus cuentas y vean cuanto más van a sobrevivir las hectáreas restantes. Lo bueno es que la facultad de Ciencias Agrarias posee un inmenso terreno en la zona y se convirtieron en los mayores productores del distrito y lo que es aún mejor, tienen su propia etiqueta de vinos.

El lado positivo de la historia es lo que hacen algunos productores y entusiastas del vino con lo que queda. Algunos apuestan a sostener muy poca superficie y apalancarlo con turismo, otros a la resistencia y existe un último grupo que apuesta a la recuperación de viñedos abandonados, como el amigo @soypablocaparros y su Sueños de Revolución. La foto del «antes y después» de una minúscula parcela es el mejor ejemplo de la garra y empeño que le están poniendo para sostener la zona:

El listado completo de etiquetas de Chacras de Coria es: Sueños de Revolución, Araoz, @closdechacras, @fincaadalgisa, Agrarias, Cavas de Chacras y Casa de Contratista. Comprar una botella de esos proyectos no es sólo comprar vino, también es apoyar a una zona histórica a que resista un poquito más el avance certero de la urbanización. Nos leemos.

PERDRIEL ESTE

El otoño avanza sin apuros en las terrazas fluviales del río Mendoza. Región histórica, centenaria, con influencia del río, de la sierra de Lunlunta, donde confluyen sedimentos arcillosos, arenosos y las gravas calcáreas. Las calles con los Carolinos centenarios, la viña en guyot, el clima súper fresco por las noches que atrasan la madurez de los cabernet hasta bien entrado abril. Allí se afincaron bodegas como @bodegabonfanti y @krontiras.wines, las cuales todavía soportan la inmensa presión inmobiliaria a la que es sometida esa zona.

EL CARRIZAL – LUJÁN DE CUYO

En este repaso por los distritos productores del departamento mendocino llegamos al último de ellos, El Carrizal. Esta zona está asociada por el gran público mendocino con el dique homónimo, una zona de camping y pesca pero cuya función primera es el almacenamiento del agua del río Tunuyán para darle vida a todo el oasis este.

El Carrizal tiene una forma de rectángulo orientado de sur a norte, y está atravesado por la cuchilla de Lunlunta – Carrizal. esta elevación ha hecho se que planten viñas en dos sectores MUY diferentes entre sí. El sector norte posee 2400ha de viñedos y se considera asociado a la zona este. Podríamos decir que es el Luján de Cuyo que transiciona a San Martín y Junín. El sector sur está íntimamente relacionado a Ugarteche, ya que sólo la RN40 separa a uno del otro.

Entre el sector sur y norte hay 250 metros de desnivel, lo que configura una zona más cálida y otra más fresca. A nivel de suelos también son diferentes. Ambos comparten suelos profundos, pero son más arenosos sobre la ruta 40 (sector sur) y más francos en el sector norte.

En lo que respecta a etiquetas de vinos, es extremadamente difícil conseguir, ya que en su mayoría son establecimientos que venden uvas a terceros. Conocemos muchos vinos cuyo corazón proviene de El Carrizal, y que sin embargo no aparece su nombre porque tiene poca «chapa».

Ustedes amigos, ¿conocían este distrito? Nos leemos en los comentarios.

LA PICADA

El camino de «la picada» sube desde el valle de Agrelo hacía la parte más alta de la Primera Zona para luego encarar los famosos cerrillos. Del otro lado nos espera una de las vistas más icónicas del valle de Uco; el mirador de Tupungato en la zona del cristo de los cerros.

Los gigantes que aparecen en la foto son parte de una serie de cerros de más de 6000 metros que se ubican en la cuenca alta del río Tunuyán. Sus zona englazadas contribuyen críticamente al abastecimiento de gua de los ríos Tunuyán, Mendoza y Las Tunas.

¿Quiénes de ustedes amigos ha recorrido esa icónica ruta?

¿CUÁNTOS DEPARTAMENTOS HAY EN EL VALLE DE UCO?

(Disclamer: post altamente menduco, cualquiera fuera de esa provincia puede pensar que estamos hablando en otro idioma)

Dentro del desconocimiento reinante por la población en una provincia tan extensa y rica como Mendoza, se suele asociar al valle de Uco con los tres departamentos (aka partidos): Tupungato, Tunuyán y San Carlos. Esto es estrictamente cierto en lo que respecta a la matriz productiva vitivinícola, pero existen otros dos departamentos que lo conforman. Estos son Rivadavia y Luján.

Si, cáiganse de espaldas. El mapa que mostramos aparece marcado con líneas amarillas las áreas del valle que abarcan estos dos departamentos que parecen tan ajenos. El valle entero se representó en azul.

Rivadavia es «todo el terreno al este del río Tunuyán». Por ende, una vez cruzado el control de Zapata, todo lo que vemos al otro lado del río es ese departamento. Por el contrario, Luján abarca la punta norte de La Carrera. En este caso, la viña/ensayo más alta del valle cae enteramente en terreno lujanino. También sucede que en este sector se dan algunas de las postales más imponentes del norte del valle, las cuales acompañamos junto al mapa.

Ahora nos preguntamos. ¿Sabrá el municipio lujanino de la riqueza turística que posee? ¿Ustedes conocían estos datos? ¿Los sorprendimos? Nos leemos en los comentarios.